Now Reading
Consigue que tu vecindad se apunte a la sostenibilidad y el buenrollismo

Consigue que tu vecindad se apunte a la sostenibilidad y el buenrollismo

Aunque el Covid-19 ha animado a muchos y muchas a cambiar su pisito en la ciudad por una casa en el pueblo, y a muchos otras y otras a no parar de darle vueltas a este tema, lo cierto es que por suerte o por desgracia la mayoría de los mortales vivimos en edificios grises con vecinos a lado y lado y –en el mejor de los casos– asistiendo a las reuniones anuales de propietarios.

Y aunque hoy en día muchos y muchas de nosotras no sabemos ni siquiera el nombre del vecino o vecina con el que dormimos pared contra pared y escuchamos roncar cada noche, hubo un tiempo en que las comunidades vecinales eran pequeñas familias en las que todo el mundo se conocía, se ayudaba y cuidaba. Con este propósito nació Edificios Positivos, el proyecto de cooperativa Territorio Socialmente Responsable cuyo objetivo es recuperar esta manera de vivir, y ayudar a crear comunidades integradas por personas que quieran vivir positivamente la experiencia de ser vecinos y vecinas en su edificio, transformando su vida cotidiana hacia un modelo más sostenible, solidario e integrador.

La idea nos ha parecido tan good y tan cute que hemos querido hablar con Josep Maria Canyelles, director de la cooperativa e impulsor de esta idea para que nos cuente más sobre ella.


Josep Maria Canyelles

Josep Maria Canyelles es experto en Responsabilidad Social de las Empresas y Organizaciones. Desde 2004 se dedica a promover la RSE a través de iniciativas como el Think Tank Responsabilidad Global. Es presidente de TSR Territorio Socialmente Responsable, desde donde se promueve la iniciativa Edificios Positivos y socio-consultor de Vector5 | y coordinador de Respon.cat, iniciativa empresarial para el desarrollo de la RSE en Cataluña. También asesora en políticas públicas y organizaciones empresariales como la Cámara de Comercio de Barcelona y el Consejo de Cámaras de Comercio de Cataluña y colabora como docente en diferentes universidades y programas formativos de alta dirección.


– Josep Maria, ¿cómo surge la ideade Edificios Positivos?

Toda nuestro bagaje en el mundo de la responsabilidad social nos llevó a imaginar los edificios como organizaciones y plantearnos cómo se podrían gestionar de una manera más responsable. Además, la aparición de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), en los que se pide la implicación de la ciudadanía, nos hizo ver que las comunidades de vecinos y vecinas podían ser una palanca de acción interesante. Con todo, empezaron a surgirnos muchísimas ideas de cómo crear comunidades de vecinos y vecinas más empoderadas y positivas, y así nació el proyecto.

“Nuestro bagaje en el mundo de la responsabilidad social nos llevó a imaginar los edificios como organizaciones y plantearnos cómo se podrían gestionar de una manera más responsable”.

– ¿Y por qué positivos y no responsables o sostenibles?

Precisamente queríamos alejarnos de los conceptos técnicos y grandilocuentes y poner el foco en la persona, en el vecino o la vecina, que a veces puede ser propietario y a veces no. Y también queríamos hablar de positivismo, ya que al final lo que queremos las personas es vivir alegres. 

– Justo esto me recuerda al claim de So Good So Cute, que es “Inspiración para una vida sostenible y feliz”.

Y es que esto es exactamente lo que promueve edificios positivos. Queremos inspirar a las comunidades de vecinos y vecinas para que vivan de una manera más alegre, más positiva, y esto las convierta en comunidades más sostenibles y responsables con el entorno.

– ¿Y yo qué tengo que hacer si quiero ser una vecina positiva? 

Puedes empezar a serlo desde ya, relacionándote con tus vecinos y vecinas y amplificándote aquellas inquietudes que tu tengas a toda la comunidad. También puedes darte de alta en Edificios Positivos y recibirás información y propuestas para convertir tu edificio en más positivo.

– ¿Por ejemplo?

Si te preocupa el medio ambiente, pues puedes ver si en tu comunidad se podría hacer una cubierta verde, poner placas solares o habilitar un parking de bicicletas. Si te mueven más los temas sociales, quizás puedes preguntar a tus vecinos y vecinas de mayor edad si les puedes ayudar con la compra una vez a la semana. O si te puede más el tema cultural, pues quizás puedes proponer alguna mejora estética en el edificio.

– ¿Y ejemplos reales tenemos?

¡Muchos! Desde cosas muy sencillas como promover el intercambio de las llaves de casa cuando se marchan de vacaciones hasta iniciativas como las de habilitar enchufes en el parking sin que nadie tuviera coche eléctrico para incentivar el cambio. Otros por ejemplo decidieron instalar un video-portero cuando se enteraron que la hija de unos vecinos era sorda. Y otros hacen concursos para ver quién tiene el balcón más bonito. También las cubiertas verdes y los estudios de biohabitabilidad son cada vez más frecuentes.

– ¿El Covid-19 ha generado más positividad en las comunidades?

Totalmente. Muchas personas han conocido a sus vecinos y vecinas a raíz del confinamiento y a partir de aquí han tejido mejores relaciones. En este periodo muchas personas ayudaron a otras con la compra o compartieron el wiffi o sencillamente se hicieron compañía. 

“Muchas personas han conocido a sus vecinos y vecinas a raíz del confinamiento y a partir de aquí han tejido mejores relaciones”.

– ¿Y vosotros qué servicios ofrecéis?

See Also
dia-mujer-trabajadora-documentales

Nosotros, además de talleres y sesiones formativas para empoderar a los vecinos y vecinas, estamos llegando a acuerdos con empresas, también positivas, para que las comunidades que lo deseen pueden resolver, de una manera socialmente más responsable, sus necesidades. También estamos hablando con apis y administraciones de fincas para que den a conocer la iniciativa y animen a las comunidades con las que se relacionan a fomentar el positivismo.

“Cualquier persona puede ser una vecina o vecino positivo y empezar a liderar el cambio”.

– ¿Y no tengo que ser el presidente o presidenta de la comunidad?

Para nada. Cualquier persona puede ser una vecina o vecino positivo y empezar a liderar el cambio. Naturalmente, hay decisiones que solo pueden tomar los propietarios y propietarias, pero simplemente como persona que vives en una comunidad puedes hacer muchísimo.

Así que ya sabes. Si quieres convertirte en una vecino o vecina positivo apúntate a Edificios Positivos.

 


El reto

Desde So Good So Cute nos ha gustado tantísimo esta propuesta que te proponemos un reto: pensar una acción que podrías llevar a cabo en tu comunidad (de edificio o vecindario) para incrementar la felicidad y la sostenibilidad y contárnosla en redes con el hashtag #sogoodcommunity. ¿Te animas?


 

Randomized trials demonstrated that ulipristal acetate is slightly more effective than the single 1. viagra Ovulation can be temporarily postponed.

View Comments (0)

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Scroll To Top